La ruta del amor – Bon Voyage

by • 7 septiembre, 2016 • Artículo, Edición 79Comentarios Desactivados en La ruta del amor – Bon Voyage582

Septiembre, septiembre, septiembre.
El mejor mes para demostrar el amor y la amistad.

sept2016_voyage_0Por: Katherine Castiblanco
Agradecimiento:
Motel Chocolate Sweet, visítalos en chocolatesweetdc.com.co/
Secret Motel VIP, visítalos en secretmotel.com.co/
Motel El Crucero, visítalos en www.motelcrucero.com/

 

No es organizado, no es planeado, no es normal que uno de los meses más apetecidos por aquellos moteles, residencias, laberintos del amor, lugares de citas, desnucaderos, apartamentos sin cocina, habitaciones con espejos y más nombres que le dan a aquellas habitaciones dedicadas al amor, el sexo y lujuria, sean los más apetecidos para el famoso día del amor y la amistad.

La Revista Boga quiso recorrer de norte a sur y de oriente a occidente las más famosas localidades de moteles en Bogotá, a la que llamamos la ruta del amor.

Cada vez que el grupo de la Revista entraba a algún lugar específico, los vecinos debieron pensar que tendríamos una orgía. ¡Vaya! No me imagino una orgía con los compañeros de trabajo; no creo que sea nada agradable verles la cara en la oficina después de habernos visto el culo.

Nuestro primer barrio fue en el Restrepo, Motel Chocolate Sweet. Sus habitaciones son temáticas por colores, está la tropical, la deco, la mediterránea y por supuesto las suites principales China y Romana para todos aquellos que les gusta lo costoso, lo extravagante y las fiestas con varias personas y un final feliz.

La administradora Paulina Tautiva Rojas fue la encargada de darnos el primer tour, algunos compañeros no conocían un motel, así que se dedicaron a preguntar.

Del Restrepo pasamos a Chapinero, recuerdan el famoso Motel Soho, ahora se llama Secret Motel VIP, y su nombre es perfecto debido a la cantidad de habitaciones que tienen con su propio garaje, para aquellos que no quieren que les vean la cara y quieren una privacidad extrema.

Iniciamos por la suite más grande en donde caben más o menos 16 personas pero solo hay una cama, eso sí, de tamaño gigante. Gloria Castro, su anfitriona no paró de hablar en todo el recorrido, nos explicó cómo funcionan las sillas del amor, el tubo, el jacuzzi y hasta nos mostró esa habitación novedosa que tiene vibración en la silla y movimiento en la cama, especial para las vacas y los toros muertos.

 

 

Fernando Amado nos invitó al Motel El Crucero, es nuevo, lleva solo 3 meses funcionando, así que si usted es asquiento, mojigato o no le gustan los moteles, debe visitarlos en Las Ferias, simplemente porque es un hotel con detalles de motel, si se detiene en el centro del primer piso se sentirá dentro de un barco, y depende de usted que tanto movimiento le haga sentir a su pareja en la habitación.

Fernando creció con este tipo de negocios, su familia ha manejado por más de 40 años los moteles bogotanos, sus padres y tíos son los expertos en el tema, no me mal interpreten, en el tema del negocio. Así que si es muy desconfiado, ya sabe que en El Crucero encontrará no solo comodidad sino también experiencia.

Incluso si visita Bogotá esta podría ser una de las opciones de hospedaje. Le asegurarán privacidad, comida y limpieza, aunque no le puedan garantizar que no escuchará los gritos de placer por un buen orgasmo.

No puede faltar la 1ra de Mayo y su cantidad de opciones para escoger. Queda en frente de una de las cuadras más rumberas de la ciudad, así que puede salir directo la rumba a bailar sin ropa.

Y si de pronto le dieron ganas saliendo de la ciudad, nuestros recomendados, los que están saliendo por Soacha, grandes, cómodos y diferentes o los de las 163 con 7ma.

Bogotá tiene variedad, usted escoja. Si usted está con el aquel o la aquella, pues no vaya a donde todo el mundo lo conozca, sea precavido.

Indudablemente les tenemos los precios, alisten papel y lápiz y hagan su presupuesto. Los valores oscilan desde $50.000 hasta $250.000, los viernes y sábados tienen un cobro adicional y si va en horario de oficina, le puede salir más económico.

Las suite tienen un precio fijo, pero se incrementa el valor desde $50.000 en adelante si quiere ingresar con una persona adicional. Sí, le van a cobrar de más por el trío o la orgía.

Y si no tiene para el taxi amigo, puede llegar en transmilenio y bajarse cerca, pero haga todo lo posible que sea por lo menos en un amarillito, inclúyalo en el presupuesto, no sea tacaño.

Anécdotas no podían faltar. Mujeres gritando, policía, paramédicos, esposas furiosas esperando en los parqueaderos, juguetes sexuales de tamaños poco convencionales, pepinos, orgías familiares, habitaciones destruidas, camas tendidas, encuentros con padres en el ascensor, antojo de cazuela de mariscos y muchos recuerdos más, llegaron a la mente y boca de los administradores, las risas nos contagiaron a todos y la cara de sorpresa de escuchar todo lo que sucede en estos lugares, sin contar con todas aquellas cosas que no nos quisieron describir, la prioridad es el cliente y su privacidad.

Entonces si vive en Bogotá y no ha visitado alguno de estos sitios, ya sabe a dónde llegar y si vive fuera de la ciudad, amigo mío, es hora de conocer la capital y su ruta del amor.

Consejo: Si ya tiene esposa, novia, amiga con casa propia, le aconsejo salir de su zona de confort, meterse la mano al dril y salir de la monotonía. Sorprenda a su pareja, organice un baile en el famoso tubo plateado, decórele la habitación, le aseguro que los besos, las caricias, la barriga y hasta los gritos se ven y escuchan diferente. Nada más placentero que tener un orgasmo en un sitio diferente que su casa o la casa de sus papás.

Que disfrute esta ruta del amor.

 

Pin It

Comments are closed.